Rosa Maria, peluquera de toda la vida en el barrio de Sant Antoni, Barcelona, nos encargó realizarle la identidad e imagen de su nueva peluquería, ya que no había tenido nunca una identidad propia.

Nuestra misión era poder llegar al público habitual que frecuenta su peluquería, la mayoría vecinas del barrio jubiladas, al mismo tiempo que mostrar una imagen que seduzca a nuevos clientes más jóvenes y a un público turista, ya que está situada en una zona con muchos apartamento de alquiler vacacional y una zona de cafeterías en auge.

Por eso creamos por un lado la identidad, un monograma de RM con rizos inspirados en un mechón de pelo, y una imagen que combinara la estética retro de las peluquerías antiguas con colores saturados y frases divertidas, usando fotografías familiares.

Realizamos también el cartel de la tienda y varias aplicaciones impresas.